Museo de Historia Natural e Indigenista

img39-rain

Museo de Historia Natural e Indigenista

La "Casa López" fue construida por encargo del Presidente Carlos Antonio López, en la década de 1840, para constituir su casa de campo. Además de su valor histórico, la edificación es muy representativa de la época en que fue construida, en lo referente a los aspectos tecnológicos, arquitectónicos y decorativos, por lo que se encuentra registrada en el "Catálogo de Edificios y Sitios de Valor Urbanístico, Arquitectónico, Histórico y Artístico de la Ciudad de Asunción", además de estar especialmente protegida por la Ley 946/82 "De Protección a los Bienes Culturales".

En 1919 en la gran edificación de estilo colonial se organizó el Museo de Historia Natural con un criterio muy avanzado para la época, al concebir la vida de los animales en un entorno lo más parecido posible a su hábitat natural.

post-img01

post-img01

post-img01

El complejo exhibe diversidad de animales, objetos de poblaciones autóctonas y plantas originarias del Paraguay, parte de las colecciones iniciadas por Friebig y Gertz son las que se exponen en las siete salas de un antiguo caserón. Valiosos ejemplares de animales embalsamados permiten a los estudiantes y público en general conocer las especies silvestres del Paraguay, algunas en vías de extinción como el pájaro campana, jaguareté y tatú carreta. Vitrinas con series completas de mariposas, pájaros y peces en acuarios, así como un interesante lote de reptiles y vertebrados taxidermizados revelan la gran riqueza y variedad de la fauna local.

img380-train

Una sala dedicada a las poblaciones primitivas reúne elementos de la vida cotidiana de hombres y mujeres de las diversas etnias. Atuendos y bolsos tejidos en fibra de caraguatá, objetos plumarios de ritual e instrumentos de música dejan al descubierto los conocimientos desarrollados por los indígenas. Existe un lote de arcos y flechas, tradicionales elementos de caza que los varones empleaban en su colecta alimenticia. También se observan artefactos de cerámica que eran de uso corriente en las tolderías organizadas en los montes.

 " La momia de una mujer calchaquí de 650 años, cuyo cadáver fue encontrado en la orilla andina del sector argentino, es al igual que una pareja de leones africanos, la atracción principal del complejo cultural " 
 
De gran valor arquitectónico e histórico, la propia Casa Baja, sede del museo, acapara la atención de los visitantes. Se trata de una construcción de estilo colonial, de la primera mitad del siglo XIX. Tiene corredores frontal y posterior (este último espacio fue cerrado y convertido en sala), grandes ventanales y puertas con el sistema de alcayatas y rejas de hierro forjado. Las columnas son circulares, los pisos de ladrillos y el techo entejado.